Materiales andalusíes en la colección Aga Khan

Un conjunto de objetos de la época del Al-Andalus musulmán y pertenecientes a la colección del líder espiritual chiíta Aga Khan forman la exposición, que con motivo del 50º aniversario de su nombramiento, se exhiben en Londres y recorrerán varias ciudades europeas para mostrar el legado de la cultura musulmana. "El propósito de esta exposición es la diversidad, la riqueza cultural a través del tiempo y el espacio geográfico que nos ha dejado el islam", declaró a Efe el historiador español Luis Monreal, director general de la Fundación Cultural Aga Khan, con sede en Ginebra. Para este experto, los acontecimientos de los últimos años y la emigración musulmana a Occidente han puesto de relieve la "falta de conocimiento" de las sociedades occidentales sobre el mundo musulmán, algo que su fundación se ha propuesto resolver mediante exposiciones como esta. De hecho, la exposición de Londres se trasladará posteriormente a otras dos ciudades ya programadas: Lisboa, de febrero a abril de 2008; y París, donde el museo Louvre acogerá aproximadamente la mitad de la exposición de octubre de 2007 hasta enero de 2008. Todas estas muestras se encuadran dentro de los actos de conmemoración del 50º aniversario de la proclamación del actual Aga Khan, descendiente directo del profeta Mahoma, como líder espiritual de la rama chiíta ismaelita, el 11 de julio de 1957, cuando tenía 20 años.

La muestra, que se ha presentado este lunes 9 de julio de 2007 en la capital británica, lleva como título 'Spirit and Life' y acogerá parte de los objetos de arte islámico que contiene la colección del líder chiíta y que a partir de 2010 llenarán las salas del Museo Aga Khan en Toronto (Canadá). La exposición cuenta con 160 objetos, entre los que "se encuentra un capitel de la serie de Medina Azahara que procede de una antigua colección adquirida hace años por el Aga Khan", explicó Monreal. La pieza, que pertenece a la Dinastía Omeya, es una muestra de la adaptación del estilo corintio a la cultura musulmana, ya que contiene hojas de acanto, pero decoradas con motivos florales y vegetales. A una época posterior, en concreto al siglo XV, pertenece una caja de madera de un escriba de la Dinastía Nazarí, la última que gobernó el Reino de Granada, desde 1238 hasta 1492, de una factura parecida a la de los púlpitos y algunas puertas de las mezquitas de los Omeyas. La caja, un ejemplar "único" de la producción de madera nazarí, según los responsables de esta exposición, habría guardado libros y material escolar de algún escriba de la de la corte o de los propios príncipes musulmanes. De Al-Andalus también se exhiben restos de un Corán con letras de oro del siglo XIII y una viga "de tipo cordobés con inscripciones coránicas que se compró en una venta pública en Londres hace aproximadamente ocho años", explicó Monreal. Pero, sin duda, la estrella de la colección es un manuscrito de 1050 del volumen 5 del 'Canon de Medicina' del famoso médico Avicena (980-1037), un libro utilizado para la enseñanza en las universidades europeas durante varios siglos.

Fuentes:

Comentarios