jueves, 25 de octubre de 2007

La obra infantil y adolescente de Picasso expuesta

La obra del niño que amenazaba a sus padres con no ir al colegio si no le dejaban dibujar regresa a la ciudad en la que fue pintada. La Casa Natal de Pablo Ruiz Picasso, en Málaga, alberga una exposición en la que se muestran los dibujos que realizó en esta ciudad entre 1890 y 1901, durante las vacaciones de verano de su niñez y adolescencia. La exposición, que exhibe 17 piezas realizadas por el genio malagueño entre los nueve y los 20 años, será inaugurada el jueves, coincidiendo con el día en que se cumplen 126 años de su nacimiento en la céntrica plaza de la Merced.

Una mujer observa 'El viejo pescador' en la Casa Natal de Picasso. (Foto: EFE)

De todas las obras que nos devuelven a la juventud del genio sobresale la emblemática 'Viejo pescador', realizada en el verano de 1895 cuando aún no contaba con 14 años y tomó como modelo a un marinero apellidado Salmerón. Aunque parece que pintó el cuadro en Málaga, existe la posibilidad de que lo hiciera en La Coruña, ya que no aparece reflejada ni fecha ni firma. En ella, según explicó la directora de la Fundación Picasso, Lourdes Moreno, "ya atesora una madurez considerable si se tiene en cuenta que sigue siendo pintura decimonónica y sigue patente la influencia de su padre el artista José Ruiz Blasco". En este sentido, otro experto en la obra picassiana, Mario Virgilio Montañez, ha subrayado que la pieza incluye alguna de las características que "seguirán presentes en su arte casi toda la vida". "Ya se observa un fondo vacío y su tendencia a realizar la figura sin apenas detenerse en los detalles a medida que esta avanza, tal y como se comprueba al ver que el hombro sí está terminado pero, por ejemplo, el cuello de la camisa lo deja por acabar", ha añadido Montañez. Esta obra ha sido cedida por el Museo de Montserrat y es la única de las expuestas que no procede de los fondos del Museo Picasso de Barcelona. Precisamente, su director, Josep Serra, ha calificado "de un milagro" que estén todas juntas, por la dificultad "para encontrar" obra de aquella época no existe.

'Pinto como Rafael'

Sin embargo, el hecho de que aún se conserven dibujos como los que facturó con tan sólo nueve años vendría motivado, en opinión de Lourdes Moreno, por la costumbre "de la familia a guardar todo lo que hacía, consciente de la peculiaridad y la prodigalidad de aquel niño".

Entre sus creaciones más precoces, la primera que se ve en la sala es la titulada 'Paloma/Perro', en la que se encuentran recortes sobre estos animales que datan de 1890 aproximadamente. En aquel entonces, Picasso seguía viendo la pintura como un juego, de ahí que recortase papeles con una tijera y luego se los regalase a sus primas y otros familiares menores. Otras obras del mismo año son 'Palomar', que confirma la temática que heredó de su padre, y un Hércules con una maza similar al que existía en su casa. Ante él vendría a la cabeza su frase de "No pinto como un niño, pinto como Rafael", de no ser por las evidencias de que es una "obra copiada de modo poco virtuoso", según la directora de la Fundación Picasso. "Ya se observa un fondo vacío y su tendencia a realizar la figura sin apenas detenerse en los detalles"

Frente a ellas puede observarse una gigantesca foto familiar, que data del verano de 1896 e inmortaliza una celebración realizada en la finca malagueña de Llanes a la que era invitado cada verano por sus padrinos. En ella se le ve camino de los 15 años de edad mirar a la cámara, rodeado por varias primas entre las que se encuentra Carmen Blasco, de la que, al parecer, el precursor del cubismo estaba enamorado por aquel entonces. Precisamente, de aquel verano son las tablillas en las que evoca los paisajes de los Montes de Málaga, próximo a aquel retiro familiar al que regresaba en período familiar.

Por otro lado, a juicio de Mario Virgilio Montañez, la gran sorpresa de esta muestra la constituye la presencia de la obra titulada 'Exaltación alegórica de la bandera', en la que junto a la enseña española se ve la palabra Málaga y recreaciones emborronadas que recuerdan al escudo y la catedral de la ciudad en la que vino al mundo tal mes como éste en 1881. Por aquel entonces, el mecenas que le daba dinero para que siguiera pintando era su tío Salvador, el famoso médico malagueño que asistió, mientras se fumaba un puro el parto, en el que Picasso vino al mundo.

Las piezas realizadas con mayor edad son las que aluden a las bailaoras de folclores en la ciudad andaluza y las corridas de toros a las que le llevaba su padre en la plaza de La Malagueta, pues datan de finales del XIX y principios del XX, por lo que según Lourdes Moreno, ya influyen sobre él los encuentros con otros artistas en Els Quatre Gats barcelonés.

Fuente:

No hay comentarios:

A modo de justificación...

Recomedamos también
El presente blog pretende ser un compendio de los artículos, y publicaciones recogidos en los medios de comunicación (escritos y audiovisuales), principalmente de España, para el estudio de la Historia del Arte. Aspira a ser una guía complementaria para su conocimiento y una referencia para la reflexión y análisis del mundo que nos rodea para difundir la defensa del patrimonio a futuras generaciones. Tuvo su origen a comienzos de junio de 2007, como blog de aula en la materia de Historia del Arte, para la modalidad de Humanidades y Ciencias Sociales de 2º de Bachillerato en el I.E.S. Carbula de Almodóvar del Río (Córdoba). Pero la idea fue creciendo y adquiriendo una dimensión inesperada. Ahora, en un nuevo destino profesional deseamos continuar la experiencia, manteniendo la identidad, para poder alcanzar a nuestros alumnos, en su forzado contacto con la materia, y con el público en general, para que profundice en los entresijos de un aspecto de la civilización de gran calado.