Nuevas obras de Julio Romero de Torres a subasta

El día 13 de junio serán subastadas dos nuevas obras del pintor cordobés Julio Romero de Torres (1874-1930, Córdoba), junto a un lote diverso de dibujos, grabados, pinturas y esculturas de diferentes autores, los cuales se exponen desde el 20 de mayo al 12 de junio, en la Sala Retiro de CajaMadrid. Conocido como "el pintor de la mujer morena" y considerado como el mejor representante español de la corriente simbolista europea de finales del siglo XIX, Julio Romero realizó estas obras en distintos momentos de su vida artística.

En primer lugar, se encuentra el óleo sobre tabla titulado Joven fumando, pintura realizada sobre la paleta de 34 por 23 centímetros y firmada por el pintor. Es la primera obra conocida de Romero de Torres y fue realizada en Córdoba en el periodo comprendido entre 1888 y 1890, cuando el pintor todavía no había cumplido los 20 años. La directora del Museo Julio Romero en Córdoba, Mercedes Valverde, considerada como la mejor conocedora de la producción artística del pintor de Córdoba, ha catalogado Joven fumando, en el que todavía no se hacen presentes los rasgos característicos que lo hicieron mundialmente famoso. No obstante, ya es apreciable la influencia de su padre, Julio Romero Barros, que se hace patente en las notas costumbristas de esta primera obra. Joven fumando no es la primera vez que sale a subasta. En esta ocasión, el precio de salida fijado por la sala es de 19.000 euros.

Por su parte, Cordobesa, un óleo y temple sobre lienzo de 44 x 56 centímetros, será subastado, igualmente, aunque con un precio de salida de 180.000 euros. El cuadro aparece firmado y dedicado al doctor Semprún por el propio Julio Romero, al dorso. Se trataba del doctor Eduardo Semprúm, médico personal del pintor que mantuvo una relación muy estrecha con él; este facultativo fue un destacado investigador sobre el cáncer y Julio Romero ilustró una conferencia que impartió sobre este tema en el Ateneo de Madrid. Esta obra se encuentra datada en torno a 1906, fecha en la que regresa del viaje realizado por varias ciudades europeas, donde el estilo de los grandes maestros comienza a hacerse presente en su obra y hasta cristalizar en un lenguaje propio que le convertirá en el representante español más destacado del simbolismo que alcanza su máxima relevancia en los últimos años del siglo XIX y primeros del XX. La figura femenina protagoniza Cordobesa, un cuadro en el que la figura humana parece desafiar al espectador, envuelta en un mantón negro y falda ligeramente azulada y dos flores en la melena. Dos naranjos, situados a ambos extremos y teniendo como fondo un paisaje formado por varias construcciones blancas típicamente andaluzas, enmarcan la obra, de la que el informe de la sala destaca la calidad de una composición pictórica "ejecutada con soltura y poco empaque, y que, a pesar de los escasos elementos introducidos por su autor, se presenta como una obra completa y concluida".

El día 19 de junio de 2007 también se susbastará, con un precio de salida, de 20.000 euros el cuadro titulado Mujer con flor; es el título de una obra de pequeño formato, de 30 cm. de alto por 15 cm. de ancho; en él aparece una joven de perfil y vestida con un sencillo traje; lleva en la mano una flor de color rojo y recorta su figura en un paisaje indeterminado en el que figuran árboles y un río. Este cuadro es la preparación que realizó Julio Romero para formar parte del Retablo de Amor (Museo Nacional de Arte de Cataluña, Barcelona), uno de sus polípticos más conocidos, y germen del que se localiza a la derecha del espectador. Está firmado nuevamente por el pintor cordobés en la parte inferior, con la siguiente dedicatoria: A mi amigo E. Semprún. Se fecharía alrededor de 1910.

Retablo del Amor, 1910, MNAC

Fuentes:

Comentarios

América ha dicho que…
Siempre pendiente de este gran pintor.Reciba mi mas cordial saludo.