sábado, 17 de enero de 2015

La obra del C4, en Córdoba, seleccionada para los premios Mies van der Rohe

Interior del C4 en una reciente visita | MADERO CUBERO
Interior del C4 en una reciente visita | MADERO CUBERO
El proyecto arquitectónico de construcción del Centro de Arte Contemporáneo (anteriormente conocido como C4) ejecutado en Córdoba por Nieto Sobejano Arquitectos ha sido seleccionado como uno de los 420 finalistas para el Premio de Arquitectura Contemporánea de la Unión Europea Mies van der Rohe 2015. La comisión ha designado a un total de 420 proyectos construidos en todo el territorio europeo. De éstos, 35 están en España, según ha informado la propia Fundación. Iniciado en 1987 por el Ayuntamiento de Barcelona y la Comisión Europea, el premio de 60.000 euros es el más importante de la arquitectura Europea y se concede bianualmente a obras acabadas en los dos años previos a su entrega. Los principales objetivos del premio son reconocer y remarcar la excelencia en el campo de la arquitectura y dar a conocer la importante contribución de los profesionales Europeos en el desarrollo de nuevas ideas e investigación tecnológica, además de los clientes que permiten que estas obras sean posibles. El arquitecto español Rafael Moneo ganó este premio por la construcción del Kursall de San Sebastián.

El edificio del Espacio Andaluz de Creación Contemporánea, que se levanta en el Parque de Miraflores, en la margen izquierda del río Guadalquivir, se presenta como un gran contenedor multifuncional que será capaz de adaptarse a las continuas evoluciones técnicas y a las necesidades de los nuevos creadores. El proyecto surge como una factoría del arte, como un contenedor equipado y versátil destinado a las formas de expresión artística más innovadoras. El Espacio se configura así como una secuencia de recintos vinculados a una calle pública, en la que confluyen las distintas funciones del edificio.

La superficie del solar que ocupa el edificio es de 6.967 metros cuadrados y la superficie construida total es de 12.287 metros cuadrados, que se distribuye en plantas sótano, baja, primera y cubierta. Los arquitectos Nieto y Sobejano, ganadores del concurso internacional de ideas convocado por la Junta, basaron su propuesta en la reinterpretación de la arquitectura islámica, donde cada espacio es susceptible de transformarse y expandirse en secuencias de diferentes dimensiones y usos y donde se da especial relevancia a la geometría. El edificio se concibe a partir de un sistema de patrón geométrico, originado en una forma hexagonal, que contiene a su vez tres tipos diferentes de salas, de 150, 90 y 60 metros cuadrados. Como un juego combinatorio, las permutaciones de estos tres recintos generan secuencias de distintas salas que eventualmente pueden llegar a configurar un único espacio de exposición.

Asimismo, los materiales contribuyen a sugerir el carácter de factoría del arte que impregna el edificio. En el interior, muros y losas desnudos de hormigón y solados continuos, que establecen una estructura espacial susceptible de transformarse en una red de infraestructuras polivalente.


Por su parte, el exterior se ha realizado con paneles prefabricados de hormigón con fibra de vidrio (GRC) que revisten fachadas opacas y perforadas o cubiertas planas o con pendientes variables. Tanto en el exterior, como en el interior, del edificio la carpintería y cerrajería está realizada de acero galvanizado fosfatado

La fachada al río ofrece la imagen más característica del edificio, verdadera protagonista del inmueble hacia el exterior, ideada para la realización de intervenciones audiovisuales y luminotécnicas. Se concibe como una pantalla perforada por múltiples huecos hexagonales en cuyos interiores se alojan equipos de iluminación diseñados expresamente para este proyecto con el empleo de lámparas led.

El control, que se efectúa mediante software propio, de encendido-apagado y de potencia de cada lámpara, convierte la fachada en un conjunto de píxeles hexagonales que permite reproducir imágenes en movimiento, cuya mejor visión se tiene desde la margen derecha del Guadalquivir, con la ciudad histórica al fondo del nuevo edificio. En la planta sótano del edificio se sitúa el garaje, una zona de servicios de cafetería-restaurante, espacios de almacenamiento y locales técnicos. En la planta baja, que constituye la zona principal del Espacio e incorpora las distintas puertas de acceso a nivel de la calle, se emplaza el acceso al público, vestíbulo con control e información y taquillas, cafetería-restaurante, salas de exposiciones, talleres, salón de actos-caja negra y mediateca.

La planta primera está destinada al área de administración y dirección del centro. Asimismo, se ubican aquí los laboratorios y espacios complementarios a los talleres y mediateca. Por último, en la planta de cubiertas están los espacios técnicos destinados esencialmente a la climatización. La inversión total realizada en la construcción del edificio, que ha contado con financiación de fondos Feder dentro del programa operativo Andalucía 2007-2013, asciende a 27.300.336 euros.

Alfonso Alba: La obra del C4, seleccionada para los premios Mies van der Rohe, Cordopolis, 29 de diciembre de 2015

A modo de justificación...

Recomedamos también
El presente blog pretende ser un compendio de los artículos, y publicaciones recogidos en los medios de comunicación (escritos y audiovisuales), principalmente de España, para el estudio de la Historia del Arte. Aspira a ser una guía complementaria para su conocimiento y una referencia para la reflexión y análisis del mundo que nos rodea para difundir la defensa del patrimonio a futuras generaciones. Tuvo su origen a comienzos de junio de 2007, como blog de aula en la materia de Historia del Arte, para la modalidad de Humanidades y Ciencias Sociales de 2º de Bachillerato en el I.E.S. Carbula de Almodóvar del Río (Córdoba). Pero la idea fue creciendo y adquiriendo una dimensión inesperada. Ahora, en un nuevo destino profesional deseamos continuar la experiencia, manteniendo la identidad, para poder alcanzar a nuestros alumnos, en su forzado contacto con la materia, y con el público en general, para que profundice en los entresijos de un aspecto de la civilización de gran calado.