La Fridamanía llega a EE.UU. para celebrar el centenario de la artista mexicana

Las obsesiones de Frida Kahlo, sus pasiones políticas y su amor al arte quedan ampliamente plasmados en la exposición "Frida Kahlo", que organizan este año las autoridades de México y EE.UU. con motivo del centenario de su nacimiento. La muestra, que recoge más de 40 obras emblemáticas de la artista mexicana de colecciones privadas, se presentará del 20 de febrero al 18 de mayo de este año en el Museo de Arte de Filadelfia e incluye obras jamás antes vistas fuera de México, explicaron hoy los organizadores en rueda de prensa en Washington. El museo también mostrará, del 16 de febrero al 11 de mayo, "Frágil Demonio: Juan Soriano en México, 1935-1950", que incorpora 16 obras de este modernista mexicano. También incluirá, en paralelo, varias charlas sobre la vida, obra y legado de Kahlo y Soriano, cursos de arte folclórico de México y talleres culturales para familias.

Hija de madre mexicana y un reconocido fotógrafo judío alemán, Kahlo (1907-1954) es conocida y "celebrada en todo el mundo no sólo como la gran artista que fue sino también como una mujer fuerte e independiente que luchó contra muchas adversidades", dijo el embajador de México en Estados Unidos, Arturo Sarukhán. "Mi esperanza es que (la muestra) tenga una gran audiencia, de todas las edades, culturas y puntos de vista. Queremos que el público obtenga una visión más sutil, más refinada de Kahlo", manifestó, por su parte, Anne D'Harnoncourt, directora y principal ejecutiva del Museo de Arte de Filadelfia. En el caso de Kahlo, sin duda, "su vida es su obra y su obra es su vida", enfatizó. Es que, pese a que en un principio sólo se le conocía como "la extravagante mujer de Diego Rivera", para sorpresa de muchos, Kahlo brilló con luz propia, tuvo gran influencia en círculos políticos y adquirió una fama internacional que aún suscita debates en círculos artísticos.

Entre pinturas y fotografías, las obras representan una cronología biográfica y un paseo por el catálogo artístico de Kahlo hasta su muerte, a los 47 años, en 1954. Las obras, pues, demuestran su calvario físico y psicológico tras un trágico accidente en 1925, su tortuosa relación con el muralista Diego Rivera, su adicción a los analgésicos y su anhelo, jamás cumplido, de ser madre. Consecuente con su forma de pensar, Kahlo demuestra en estas obras su vulnerabilidad y su capacidad de "trascender sus problemas personales y demostrar que puede triunfar al final", según explicó Michael Taylor, curador de arte moderno.

En "Henry Ford Hospital" (1932), Kahlo demuestra, una vez más, su valentía frente a la desgarradora pérdida de un embarazo, y en "Autorretrato con collar de espinas y colibrí", el consuelo que le brindan sus mascotas como "hijos suplentes" que no pudo tener, matizó Taylor. En el autorretrato "Las dos Fridas" (1939) -considerado su obra maestra- Khalo ventila su dolor de mujer por las innumerables infidelidades de Diego, y en el demuestra el valor del arte como instrumento de catarsis. Como pionera del feminismo, Kahlo desata su indignación en "Unos cuantos piquetitos" (1935), que denota la violenta muerte de una mujer a manos de su esposo y tuvo su origen en un artículo de prensa. Entre otras obras nunca antes vistas en EE.UU. figuran también "Mis abuelos, mis padres y yo" (1936), "Yo y mis pericos" (1941), y "El suicidio de Dorothy Hale" (1939). Además de los autorretratos más desgarradores de este icono del arte mexicano, la muestra incluye coloridas obras de naturaleza muerta -que Kahlo se empeñaba en llamar "naturaleza viva"- y otras que reafirman su identidad multicultural, como es el caso de "Autorretrato en la frontera entre México y los Estados Unidos".

El museo de Filadelfia es el único sitio en la costa este del país que albergará la muestra, debido a problemas de logística, alto costo y el hecho de que los propietarios de algunas de las obras se muestran renuentes a desprenderse de las mismas por mucho tiempo, explicó D'Harnoncourt. Las obras provienen del Walker Arts Center de Minesota y tienen como última parada al Museo de Arte Moderno de San Francisco.

(EFE-Washington), La Fridamanía llega a EE.UU. para celebrar el centenario de la artista mexicana,
Yahoo! España.es-Noticias, miércoles, 16 de enero de 2008

Comentarios