sábado, 2 de julio de 2011

El Hermitage exhibe hasta septiembre joyas de la pintura barroca andaluza

En la imagen superior, 'La Virgen con San Juan y las Marías camino del Calvario', de Juan Valdés Leal. Y abajo, del mismo autor, 'Tentaciones de San Jerónimo'. Dos de los cuadros del Bellas Artes sevillano que han viajado a Rusia.Desde hace una semana, 24 joyas de la pintura barroca de los museos andaluces cuelgan en la Sala de las Doce Columnas del Hermitage de San Petersburgo, dentro de la programación del Año Dual España-Rusia, y sin embargo en Andalucía este hecho ha pasado prácticamente desapercibido a la luz del mutismo con que la Consejería de Cultura ha despachado este tema, sin presentaciones previas de los lienzos o de los puntos del acuerdo de este préstamo internacional.

Bajo el título Diálogos. Obras singulares de la pintura barroca en los museos de Andalucía, el museo ruso exhibe desde el pasado día 24 hasta el 25 de septiembre cuadros pertenecientes a las colecciones de los Museos de Bellas Artes de Córdoba, Granada y Sevilla y del Museo de Cádiz, con ejemplos de la pintura de maestros como Murillo, Alonso Cano, Valdés Leal, Zurbarán o Sánchez Cotán. La exposición, que engrosa la completa programación de muestras y eventos del Año Dual, está organizada por la Consejería de Cultura y patrocinada y producida por el Patronato de la Alhambra y el Generalife.

La cita, que viene a redundar en el interés creciente de los museos internacionales por el Barroco andaluz y español -como ya constató la exposición Lo sagrado hecho real, que pudo verse en Londres y Washington- deja en el aire la cuestión de si la Junta recibirá a cambio, próximamente, la visita de una exposición de piezas procedentes del Hermitage, como sí ha logrado acordar el Prado. De hecho, el Año Dual España-Rusia se inauguró con la exposición El Prado en el Hermitage, en la que, hasta el pasado 29 de mayo, se vieron 66 piezas de los fondos del museo madrileño en la pinacoteca rusa, y tendrá su viaje de vuelta en la muestra El Hermitage en el Prado (del 8 de noviembre de 2011 al 25 de marzo de 2012).

De lograrse un acuerdo con el museo ruso, el Bellas Artes de Sevilla podría reforzar su programación -y a su vez su vocación internacional- tras uno de los años más pobres de su historia reciente, donde ha sido la discutida exposición con los fondos de la colección Bellver la única que ha salvado los trastos de la programación sevillana en el curso 2010-2011.

Este medio ha tratado sin éxito de obtener información sobre este préstamo del que tampoco se informa en el portal de museos de Andalucía ni en la web de la Consejería de Cultura. La anterior colaboración del Gobierno andaluz con el Hermitage, junto con otras 30 instituciones, fue la exposición Matisse y la Alhambra (1910-2010), gran protagonista de la pasada temporada en el Bellas Artes de Granada, que reconstruyó el viaje que hizo a España el pintor francés en diciembre de 1910 y su fascinación por el arte musulmán y la luz del sur.

Los grandes maestros

Los museos de Andalucía gestionados por la Junta conservan algunos de los ejemplos más bellos de la pintura barroca, sobre todo, procedentes de las iglesias y conventos desamortizados durante el siglo XIX. En la página web del museo ruso se destaca la exposición en el edificio New Hermitage de este conjunto como "la edad de oro de la pintura española", referente a las obras del siglo XVII. Y Andalucía, prosigue el anuncio, "es una región del sur de España que tiene una rica tradición artística, con pintores tan famosos como Juan Sánchez Cotan, Alonso Cano, Bartolomé Esteban Murillo, Juan de Valdés Leal y el propio Zurbarán".

La introducción a la muestra hace referencia a la palabra "diálogos", que da título a la exhibición, al hilo de "un grupo de artistas que pese a proceder de la misma parte del país -Andalucía- y al mismo periodo, reflejan su propia interpretación del mismo tema, lo que conduce a una especie de diálogo entre los artistas" y "también refleja esta pintura la conversación entre el hombre y Dios".

Con esta base, la muestra comisariada por el investigador Ludmila L. Kayan se ha articulado en cuatro secciones temáticas: Mater Amantísima; Vidas ejemplares. Santos, ascetas y místicos; Encuentros con lo divino y De lo sagrado a lo profano. El recorrido parte así del aspecto más humanizante de la figura de la Virgen María, entre su faceta más tierna como madre y más trágica, ante la pérdida del hijo. Destacan aquí las obras La Virgen del Rosario de Zurbarán, La Virgen con San Juan y las Marías camino del Calvario, de Valdés Leal (Bellas Artes de Sevilla) o Lamentación sobre Cristo muerto de Felipe Gómez de Valencia (Bellas Artes de Granada). De las vidas ejemplares de santos se ensalza el cultivo del espíritu de los ascetas y el contacto directo con Dios de la mística. Así, la tercera sección sobre el encuentro con lo divino trata la dificultosa irrupción técnica de lo terrenal y lo celestial. Aquí podría señalarse como claro ejemplo el cuadro San Jerónimo penitente en el desierto, de Alonso Cano. Cerrando este especial recorrido por el Barroco de los museos andaluces, y como contrapunto a la faceta religiosa, la pintura barroca también se manifestó, aunque de manera poco numerosa, en obras de gran calidad con temas como de naturalezas muertas, alegorías o los retratos de escenas cotidianas. De las piezas que han viajado a Rusía sobresalen El aguador niño de Núñez de Villavicencio (Museo de Sevilla) o los célebres bodegones de Sánchez Cotán.

P. Godino · V. León / SEVILLA · Cádiz: El Hermitage exhibe hasta septiembre joyas de la pintura barroca andaluza, El Día de Sevilla, 29 de junio de 2011

No hay comentarios:

A modo de justificación...

Recomedamos también
El presente blog pretende ser un compendio de los artículos, y publicaciones recogidos en los medios de comunicación (escritos y audiovisuales), principalmente de España, para el estudio de la Historia del Arte. Aspira a ser una guía complementaria para su conocimiento y una referencia para la reflexión y análisis del mundo que nos rodea para difundir la defensa del patrimonio a futuras generaciones. Tuvo su origen a comienzos de junio de 2007, como blog de aula en la materia de Historia del Arte, para la modalidad de Humanidades y Ciencias Sociales de 2º de Bachillerato en el I.E.S. Carbula de Almodóvar del Río (Córdoba). Pero la idea fue creciendo y adquiriendo una dimensión inesperada. Ahora, en un nuevo destino profesional deseamos continuar la experiencia, manteniendo la identidad, para poder alcanzar a nuestros alumnos, en su forzado contacto con la materia, y con el público en general, para que profundice en los entresijos de un aspecto de la civilización de gran calado.